"¿De qué cojones están hablando?", murmuró mi abogado...

Entresacamos este glorioso momento de Miedo y Asco en Las Vegas en el que Raul Duke (Hunter S. Thompson) acude con su abogado samoano el Dr. Gonzo (Óscar Zeta Acosta), puestos hasta el culo de mescalina, al salón de baile del Hotel Dunes en el que mil quinientos policías de la brigada antidroga conferencian sobre estupefacientes y drogas duras.




"[...] Su equipo de sonido era como el que Ulysses S. Grant hubiera utilizado para dirigirse a sus tropas durante el asedio de Vicksburg. Las voces restallaban con una urgencia confusa y aguda, y el intervalo era lo bastante amplio como para que las palabras no tuvieran ya relación alguna con los gestos del orador

"¡Debemos llegar a un acuerdo con la cultura de la droga en este país!... país... país". Aquellos ecos llegaban hasta el fondo de la sala en ondas confusas. "La colilla del porro se denomina 'cucaracha' porque se parece a una cucaracha... cucaracha... cucaracha...".

"¿De qué cojones está hablando?", murmuró mi abogado. ¡Tienes que meterte muchos tripis para pensar que un porro se parece a una maldita cucaracha! [...]".

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada